Share Button

La publicación, que el escritor comenzó hace dos décadas, es una desopilante narración que combina historieta, folletín y policial que aborda la desaparición de un  mítico bañero de la costa marplatense de los años 60.

juan-sasturain

La nueva novela de Juan Sasturain,“Dudoso Noriega”, una desopilante narración que combina historieta, folletín y policial, fue presentada anoche por el autor en la tradicional librería Libros del Pasaje, junto a los escritores Luis Chitarroni y Pablo de Santis.

La desaparición de Salvador “Dudoso” Noriega, mítico bañero de la costa marplatense de los años 60, es el punto de partida para una ambiciosa novela poblada de personajes delirantes que configuran un muestrario de anécdotas disparatadas, donde Sasturain juega con lo que más sabe: historieta, policial, humor y un justo equilibrio entre ficción y realidad.

“Es una novela que comencé hace más de 20 años; la fui escribiendo por raptos, entre idas y venidas, con diferentes ritmos y en distintas situaciones de mi vida”, contó el escritor sobre su décimo título, publicado por Sudamericana.

Y continuó: “El primer pedacito que publiqué fue en un suplemento cultural en 2001, y después tuve la suerte de laburar en Página/12 con un espacio semanal, donde me envicié y empecé a meter partes sin que nadie me diga nada”.

“Aunque no parezca, cada parte está muy elaborada, es un cuidadoso desprolijo -definió el propio autor-. Pero tiene diferentes ritmos, se puede leer por porciones, por climas. De repente, me di el gusto de poner lo que se me cantaba, como, por ejemplo, un falso cuento de Piglia”.

Además, ya bien entrada en la historia, aparece Echenique, el solitario detective que nació como folletín a principios de los 80, protagonista de varias novelas de Sasturain.

“La decisión de traer de vuelta Echenique no fue ni premeditada ni desesperada -explicó el autor-. Tiene que ver con la desaparición del ‘Dudoso‘, el 30 de marzo del 73, ahí se vienen las hipótesis de todo tipo pero nadie hace nada. Años después, entonces, el hermano lo contrata a Echenique para que lo busque. De esa forma pude armar, envuelto por la novela, un relato policial”.

Y en cuanto a las ilustraciones, a cargo de Diego Parés, el autor señaló: “me gustaba la idea de que junto al texto aparezca un objeto ilustrado; en todo lo que he escrito siempre algún dibujito aparece. Así me vino la idea de las figuritas que acompañan a la historia. La verdad que me divertí mucho escribiéndola”.

Visits: 135
Share Button