Share Button

Tendrá lugar en distintas ciudades trasandinas al cumplirse 50 años de aquel recital histórico de los Fab Four en la azotea de Apple.

Serán arte el próximo 30 de enero de la jornada “Azoteas por los Beatles”, en distintas ciudades chilenas, bandas, tributos, coros y agrupaciones de música andina que recrearán en diferentes terrazas el célebre concierto realizado por el conjunto de Liverpool, en su aparición pública, en su 50 aniversario.

La iniciativa contará con el patrocinio del Ministerio de Cultura local y se desarrollará en Arica, Antofagasta, La Serena, Santiago, Valparaíso, Viña del Mar, San Felipe, Frutillar, Lonquimay, Ancud y Castro.

Los diferentes grupos ofrecerán conciertos de unos 42 minutos, la misma duración que tuvo la accidentada performance de Los Beatles en la terraza de las oficinas de su empresa Apple, en Londres, e interpretarán las mismas canciones de ese día.

Los Beatles actuaron en la terraza de Apple, ubicada en el número 3 de la calle Saville Row, para ponerle un punto final a las caóticas sesiones del disco “Let it Be”, cuya grabación fue registrada a manera de documental.

John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr, acompañados por el tecladista Billy Preston, tocaron cinco canciones: “Get Back” (tres veces), “Dont Let Me Down” (dos veces)”, “I’ve Got A Feeling” (dos veces), “One After 909” y “Dig A Pony”.

LEA TAMBIÉN:

El “Álbum Blanco” de Los Beatles cumple 50 años

El concierto improvisado llamó la atención de los casuales transeuntes que pasaban por esa zona del exclusivo barrio Mayfair, de Londres, y el desorden de tránsito que se produjo originó que la policía se presentara el lugar y ordenara poner fin a la actuación.

“Si me decepcionó la policía con algo, fue el que no nos arrestara. Hubiera sido genial terminar el concierto en la azotea con un titular ‘Beatles acaban concierto en la cárcel”, comentaría luego Ringo Starr, con su habitual sentido del humor, sobre el final inesperado del recital.

El concierto pudo ser más extenso de no ser por las quejas de un comerciante de lana del inmueble aledaño, que tildó la show de “vergüenza absoluta” y exigió el fin de “este maldito ruido”.

 

Visits: 61
Share Button